¿Cómo ayudar a alguien con ansiedad?

Comparte
Foto por Daria Shevtsova en Pexels

¿Qué es la ansiedad?

La ansiedad es una respuesta de anticipación involuntaria frente a una amenaza indefinida. Es decir, tu cuerpo en modo “pelea o huye” pero sin algo concreto o específico. Esta reacción puede incluso darse por ideas, imágenes o recuerdos y no necesariamente tiene que tratarse de un “peligro inminente”. La ansiedad suele ir acompañada de un sentimiento desagradable en el cuerpo o de tensión generalizada pero también hay casos “asintomáticos”, es decir personas que ni siquiera se dan cuenta que están ansiosos.

¿Cómo ayudar a alguien que está sufriendo un ataque de ansiedad?

Ten en cuenta la respuesta “pelea o huye” en la que está la persona en cuestión. Estás para ayudar, no para incrementar esa sensación de amenaza. Habla de manera tranquila y recuérdales que estás ahí para ellos y que no hay de que temer. Debes mantener la calma y evitar que te afecte, si sientes que la situación te excede estás en total derecho de salir de ella.

Grounding

Esta es una técnica avalada por la ADAA (Anxiety and Depression Association of America) y otras instituciones. Consiste en un ejercicio simple de respiración acompañado de un proceso meditativo de concentración en modo 54321.

Pídele a la persona que se concentre en su respiración, qué exhalé profundo y que inhale profundo, manteniendo la atención sobre su pecho, sus pulmones y su nariz. Ahora, en un tono relajado le vas a pedir que busque en su entorno los siguientes objetos:

Dile a la persona en cuestión:

5: Reconoce CINCO cosas que ves a tu alrededor.

4: Reconoce CUATRO cosas que puedes tocar a tu alrededor.

3: Reconoce TRES cosas que puedas escuchar.

2: Reconoce DOS cosas que puedas oler.

1: Reconoce UNA cosa que puedas probar.

Si la persona te hace caso, notarás que su respiración se tranquiliza mientras sus ojos buscan los objetos en cuestión. No es necesario que te responda, simplemente repite las instrucciones y mantente atento a sus reacciones.

¿Qué no decirle?

Evita las preguntas, pues obligar a la persona a hablar mucho puede agravar la situación. La ansiedad no tiene “una causa” en específico y es muy probable que la persona no sepa exactamente qué causó el episodio. Obligarla a buscar “la causa del problema” no ayuda, es mejor enfocarte en la situación en sí.

Evita “ponerte en su sintonía”. En situaciones de estrés es normal que la gente empiece a imitarse en modo de habla, gesticulación y volumen de voz. Es posible que sin darte cuenta, estés imitando los gestos y acciones de la persona. Evítalo, intenta siempre mantener un aire de tranquilidad sin mover mucho las manos y procura que tu voz no sea muy alta.

Evita los sermones. La ansiedad puede venir acompañada de un sentimiento de culpa muy grande y no conviene introducir más pensamientos negativos. Puedes hablarle a la persona en cuestión sobre su salud mental luego, cuando el episodio haya pasado. Si estos temas son recurrentes, debes recomendarle a la persona que busque ayuda profesional.

¿Cómo evitar que la ansiedad de otra persona te cause ansiedad a ti?

Es muy probable que tú sufras de ansiedad y ver a otra persona en esa situación dispare la misma reacción en ti. Recuerda que tienes todo el derecho de cuidar de tu persona y que si la situación te excede, puedes salir de ella.

Puedes utilizar las técnicas mencionadas en este blog para ti mismo, el grounding es justamente una técnica diseñada para uso personal y puedes seguir el proceso por tu cuenta. Recuerda concentrarte en tu respiración y seguir en orden de cuenta regresiva. Practica aun cuando no sientas ansiedad y así puedes prepararte. Es un buen método para relajarte en general, también.

Sobre todo, si sientes que tu corres el riesgo de sufrir de ansiedad debes hablar con un experto. Si estás leyendo este blog, lo más probable es que un ser querido sufra de ansiedad y quieras ayudar. Recuerda que tú también te mereces esa ayuda y que debes ser responsable con tu salud mental primero.

¿Qué es un ataque de pánico y cómo tratarlo?

Un ataque de pánico es un episodio repentino de miedo intenso. La gente que los sufre describe una sensación terrible y que sienten “que se mueren”. Un ataque de pánico es una reacción extrema y se puede dar de manera esporádica o recurrente.

Siendo un caso extremo, es difícil que una persona que no ha sido entrenada pueda ayudar, así que ten en mente que debes buscar ayuda.

¿Cómo reconocer uno? Los síntomas pueden incluir:

  1. Sensación de peligro inminente.
  2. Miedo a morir.
  3. Ritmo cardíaco acelerado.
  4. Temblores.

Si no puedes calmar a la persona por tu cuenta, puedes llamar a un servicio de emergencia. Si bien, un ataque de pánico no implica una amenaza en sí para una persona saludable, puede afectar la salud de una persona mayor.

¿Cómo saber si una persona necesita hablar con un profesional sobre la ansiedad?

Siempre es bueno consultar con un experto. Si conoces a alguien que sufre de ansiedad, recomienda que visite a un experto avalado y dispuesto a tratar esta condición. Asegúrate de que sea un experto en psicología y salud mental. Si no sabes cómo empezar, podemos ayudarte en Psiconnect, conectándote con excelentes psicólogos mediante nuestras herramientas online.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *