Trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH)

Comparte
Niño con TDAH recibiendo terapia junto a sus padres
Niño con TDAH recibiendo terapia junto a sus padres

¿Estás en tu trabajo y sientes que no puedes concentrarte? o ¿Sientes que se te hace difícil quedarte quieto/a y culminar tus tareas? o ¿Sientes que no logras prestar atención a las cosas? o, tal vez, ¿Sientes que hablas en exceso y no logras controlarte? Si lo haces, es probable que sufras de un trastorno por déficit de atención e hiperactividad. A continuación, te contamos todo acerca de este trastorno.

¿Qué es el TDAH?

El trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) es caracterizado por un patrón persistente de inatención e hiperactividad/impulsividad. Generalmente, su diagnóstico da lugar en la niñez y puede durar hasta la edad adulta. Las personas con déficit de atención e hiperactividad son personas impulsivas, actúan sin pensar en las consecuencias, tienen dificultades para prestar atención y suelen ser excesivamente activas.

A pesar de que muchas personas tienden a presentar síntomas de inatención e hiperactividad, hay otras que presentan más síntomas de uno que de otro. Por eso, existen tres tipos deTDAH que dependen de su presentación:

  • Combinado: Los síntomas de inatención e hiperactividad se dan por igual.
  • Predominantemente inatento: Los síntomas de inatención predominan sobre los de hiperactividad.
  • Predominantemente hiperactivo: Los síntomas de hiperactividad predominan sobre los de inatención.

El diagnóstico de TDAH suele darse años después de su desarrollo, ya que muchas personas suelen confundirlo con personalidad, mala crianza u otros problemas. Por eso, es importante conocer los síntomas de este trastorno para poder identificarlo lo antes posible.

Síntomas del déficit de atención e hiperactividad

Ya que el trastorno por déficit de atención e hiperactividad puede presentarse de diferentes formas, es importante tomar en cuenta los síntomas de inatención, hiperactividad e impulsividad.

La persona con inatención:

  • Tiene dificultades o es incapaz de prestar atención a los detalles. Como resultado puede cometer equivocaciones en el colegio, trabajo u otras actividades.
  • No logra prestar y mantener su atención en algo
  • Parece que no te escucha cuando les hablas
  • Tiene dificultades para seguir instrucciones o culminar las tareas
  • Presenta dificultades para organizar tareas y actividades
  • Generalmente evita o es aprehensiva en realizar tareas que necesitan de esfuerzo mental
  • Se distrae fácilmente con estímulos externos
  • Tiende a olvidarse las cosas

La persona con hiperactividad:

  • Mueve constantemente sus manos, piernas o pies
  • No logra quedarse sentada por mucho tiempo
  • Está constantemente en movimiento, sin poder quedarse quieta
  • Tiene dificultades para hacer actividades que requieran de silencio
  • Habla en exceso

La persona con impulsividad:

  • Da respuestas a preguntas que aún no han sido completadas
  • Tiene dificultad para esperar su turno
  • Suele interrumpir a los demás

Es importante recalcar que no se debe tener todos estos síntomas para poder hacer un diagnóstico de trastorno por déficit de atención e hiperactividad. De igual manera, hay que recordar que los síntomas, generalmente, están presentes en 2 o más contextos (en el trabajo, en la casa, en eventos sociales, etc.) y que los mismos deben causar una afectación significativa en el funcionamiento social, académico o profesional para poder ser considerado como trastorno. Como todo trastorno, es importante la evaluación de un profesional para hacer un diagnóstico adecuado.

Causas del déficit de atención

Hasta el día de hoy, las causas del déficit de atención son inciertas. Sin embargo, se han visto algunos patrones y características que podrían jugar un rol importante en el desarrollo de este trastorno. A continuación, te contamos sobre algunos de ellos:

  • El trastorno de déficit de atención e hiperactividad tiende a ser más común en hijos con padres que sufren del mismo trastorno. Es decir, es posible que exista un factor genético que cause el desarrollo de este trastorno en los/as niño/as.
  • La familia, el colegio y los/as compañeros/as con los que se rodea el/la niño/a tiene una gran influencia en el empeoramiento de las afectaciones del trastorno de déficit de atención e hiperactividad.
  • El trastorno de déficit de atención e hiperactividad se presenta más en hombre que en mujeres.

Si bien, las causas del trastorno son aún desconocidas, se sabe que factores como la crianza, comer demasiada azúcar, ver televisión o vivir en un contexto problemático no causan el desarrollo de este trastorno. No obstante, todos estos podrían empeorar el trastorno una vez desarrollado.

Factores de riesgo

Al no saber la causa en específico del trastorno de déficit de atención e hiperactividad, es difícil saber cuáles son aquellos factores que pueden incrementar las probabilidades de que el mismo se desarrolle. Pero, se ha visto una relación entre los siguientes factores y el curso del trastorno:

  • Lesiones cerebrales
  • Parto prematuro
  • Consumo de sustancias durante el embarazo
  • Ser hombre

¿Cómo tratar el déficit de atención e hiperactividad?

Así como con cualquier otro trastorno, es importante hacer una evaluación completa para descartar cualquier trastorno o enfermedad y estar seguros de que el diagnóstico sí es uno de trastorno de déficit de atención e hiperactividad. Una vez hecha la evaluación, es importante conocer las opciones de tratamiento que existen para este trastorno. En primer lugar, existe la psicoterapia. La psicoterapia es esencial para su tratamiento. Específicamente, la terapia cognitivo conductual ha demostrado ser la más eficaz para el tratamiento de déficit de atención e hiperactividad y, de igual manera, ha demostrado ser tan eficaz como el uso de medicamentos. La terapia cognitivo conductual no solamente ayuda al/ a la niño/a que tiene el trastorno, también ayuda a los padres a aprender estrategias y herramientas para manejar a su hijo/a. Si quieres conocer más acerca de esta terapia, puedes leer nuestro blog donde encontrarás información importante sobre ella.

En segundo lugar, existe el uso de medicamentos. Si bien, se ha demostrado que los medicamentos ayudan en el tratamiento del trastorno de déficit de atención e hiperactividad, estos deben ser usados con la mayor precaución posible y solamente en casos que lo ameriten. El uso de medicamentos puede causar efectos secundarios en los/as niños/as, los cuales podrían afectar su funcionamiento. De igual forma, los medicamentos deben ser administrados por un profesional de la salud (psiquiatra) y ser acompañados por la terapia psicológica. Puedes conocer más acerca de estos tratamientos aquí.

Consejos para ayudar a niños con trastorno por déficit de atención e hiperactividad

Muchas veces, los padres no saben qué hacer cuando uno de sus hijos/as tiene un trastorno por déficit de atención e hiperactividad. A continuación, te damos algunos consejos que pueden ayudarte en esta situación:

  • No limites el tratamiento de tu hijo/a a un psicólogo o psiquiatra. Trabaja en conjunto con sus profesores, cuidadores, y todos aquellos que lo/a rodeen.
  • Maneja una rutina con tu hijo/a. De esta forma, él/ella sabrán cuales actividades se hacen en cada momento del día.
  • Conoce cuales son las mayores distracciones de tu hijo/a e intenta disminuirlas cuando deba hacer una actividad que necesite de su atención y concentración.
  • Dale instrucciones claras y concisas. Cuando las instrucciones son muy largas, las personas con déficit de atención e hiperactividad no logran retener toda su información.
  • Enséñale a organizar su tiempo y planificar sus actividades. Utiliza herramientas como calendarios visuales, post-its, etc.
  • Si sientes que tu hijo/a no te hace caso, trata de entenderle que no es porque lo quiere así. Su trastorno no se lo permite.
  • No confundas sus síntomas con mala crianza.
  • Acude a terapia psicológica para aprender herramientas y estrategias que te ayuden a manejar las diferentes situaciones.

El trastorno por déficit de atención e hiperactividad puede ser manejado si se trabaja de la mano con los profesionales y tratamientos adecuados. Es importante estar informado sobre sus síntomas para poder identificarlo antes de tiempo y de esa forma pedir ayuda. En Psiconnect, tenemos más de 70 profesionales que pueden ayudarte a lidiar con una situación similar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Psiconnet - Encuentra tu Psicólogo Ideal

Te conectamos con tu psicólogo ideal para recibir tu consulta psicológica en línea.

Av. 6 de diciembre y Checoslovaquia, 170504, Quito, Pichincha, Ecuador.

Te ayudamos

Encuentranos en

Trustpilot